Pobladores exigen a empresa jalisciense de huevo PROAN, detener contaminación de excretas en Wirikuta

Lo que le prometieron a habitantes de Catorce, en San Luis Potosí, como una importante generación de empleos con la llegada de la empresa latinoamericana más grande huevo, la jalisciense PROAN, en realidad se convirtió en un problema ambiental y de salud, por las cientos de toneladas de excretas de gallinas y cerdos que son arrojadas sin tratamiento a cielo abierto, en la zona conocida como Wirikuta, lamenta una integrante del Comité por el Cuidado y la Defensa de la Tierra y del Agua de Catorce.

«Personas con infección de estómago, porque las moscas caen en los tambos de agua, los alimentos que contaminan, incluso en algunas comunidades donde tienen (sembradíos) frutales, se les echaron a perder sus producciones; aproximadamente 200 toneladas diarias de excretas que se tiran al aire libre, no se les hace otra cosa, entonces es lo que está propiciando que haya más moscas, y nos explican también que el olor que percibimos son gases metano, que son los que se están liberando de todo el tiradero de estiércol y gallinaza que está ahí».

El Comité se organizó para exigir al empresario jalisciense Manuel Romo Muñoz, propietario de PROAN y Huevo San Juan, que así como realizan en las granjas que han instalado en otros estados, también se dé un tratamiento con biodigestores a los desechos animales que arrojan en Wirikuta sin tratamiento, pues además de los daños a la salud y al ambiente, esa área del desierto potosino es un sitio sagrado para la cultura Wixárika y es reconocida por su importancia biocultural.

Luego de una serie de manifestaciones afuera de las granjas de la empresa jalisciense PROAN, este martes 7 de diciembre se realizará una reunión de habitantes de los municipios potosinos de Catorce y Vanegas, con representantes de la empresa, donde esperan que se dé una solución a la contaminación de la tierra, el aire y el agua en Wirikuta.

A continuación puedes descargar o escuchar la entrevista completa la entrevista con la integrante del Comité por el Cuidado y la Defensa de la Tierra y del Agua de Catorce, quien explica las afectaciones que padecen por las granjas de la empresa PROAN, la contaminación para la zona de Wirikuta y las propuestas de solución al conflicto socioambiental:

 

El pasado 21 de noviembre, la Federación Mexicana de Organismos Públicos de Derechos Humanos, que agrupa a la Comisión Nacional de Derechos Humanos y a 25 comisiones estatales, incluyendo la de Jalisco, emitió un pronunciamiento donde exige la protección de Wirikuta, al ser una de las regiones bioculturales de más importancia para México, donde anida el águila real, símbolo del país, y concentra la biodiversidad de cactáceas más
importante en el mundo, y ser una región sagrada para pueblos originarios como el Wixárika, que habita en Jalisco, Nayarit, Durango y Zacatecas, así como para la católica, pues en Real de Catorce está el principal recinto franciscano del país.

José Toral