Padecen fin de semana a secas en Valle de los Molinos, pese a intervención de Zapopan en el suministro de agua

Vecinos de Valle de los Molinos enfrentaron un fin de semana sin agua, a pesar de que el Ayuntamiento de Zapopan tomó el control del suministro desde el pasado 8 de julio, un problema que se viene arrastrando al menos desde hace ocho meses y que dificulta mantener las medidas de limpieza básicas dentro de miles de hogares, lamenta el habitante e integrante de la organización Utopía, Juan Martínez.

«¿Cuáles son las consecuencias que se estuvieron viviendo?: baños y trastes sucios, sin poderse limpiar, la limpieza del hogar no puede hacerse, el agua que juntamos o conseguimos en cubetas es sólo para lo básico, nos pudimos bañar algunos con muy poquita agua, el lavado de manos recomendado por las instituciones de salud en este tiempo de COVID-19 pues no puede hacerse, el cuidado de las mascotas también, limpiarles, mantenerlos aseados, pero también el ambiente en el que se desenvuelven las familias, fue desesperante».

Vecinos piden al municipio revisar las responsabilidades de la empresa constructora en las fallas del suministro de agua, que hasta la tarde de este lunes continúan especialmente en la zona norte del fraccionamiento, pues no hay líquido en la red y el apoyo del Ayuntamiento con pipas y la instalación de cisternas ha sido insuficiente para una zona con alrededor de 60 mil habitantes, según el Instituto Metropolitano de Planeación.

Habitantes piden al Ayuntamiento atender de forma urgente el problema de la falta de agua e inclusive sancionar o cobrar la fianza a la empresa constructora que creó el fraccionamiento hace diez años y que entregó al municipio para que se hiciera cargo de los servicios públicos, a pesar de las deficiencias en la red hidráulica, el abandono de las plantas de tratamiento y la escasez de transporte público, hospitales y escuelas, entre otros problemas que padecen quienes viven en la zona de la carretera a Colotlán, al noroeste de Zapopan.

José Toral