Exigen reparación de daños por basureros que contaminan arroyos en Zapopan

El basurero de Los Laureles debe recibir mantenimiento y monitoreo a largo plazo después de su cierre para que no ocurra como en Zapopan, donde los tiraderos de Taray y Copalita, a pesar de tener años cerrados por el municipio, siguen generando contaminación en arroyos, denunciaron está mañana habitantes de Pueblos de la Barranca del río Santiago, como el presidente de bienes comunales de Ixcatán, José Casillas.

«PAGO DE DAÑOS PASADOS Y FUTUROS, PORQUE FÍJENSE QUE EL BASURERO CERRADO EN ABRIL DE 1994 SIGUE EMANANDO LIXIVIADOS, EN EL KILÓMETRO 13.5 DE LA CARRETERA A COLOTLÁN, AHÍ ENTREN Y VAN A VERIFICAR QUE HAY DERRAMAMIENTOS 25 AÑOS DESPUÉS DE QUE FUE CERRADO, ENTONCES NO SE TRATA NADA MÁS DE CERRAR LOS BASUREROS, COMO VA A OCURRIR CON EL DE LOS LAURELES, SINO QUE SE REQUIERE UN SEGUIMIENTO DE MUCHOS AÑOS, POR LO QUE ESTAMOS DEMOSTRANDO, LOS ESTUDIOS DE LOS LIXIVIADOS, LO QUE CONTIENEN».

Los habitantes se presentaron en la delegación Jalisco de la Conagua para presentar información sobre la contaminación de los arroyos que pasan por sus pueblos, exigir que sea atendida la queja que presentaron en octubre ante la Comisión Nacional de Derechos Humanos y al estar a menos de cinco kilómetros del río Santiago, también piden ser considerados en las medidas cautelares dictadas por la Comisión Interamericana, con respecto a la atención médica urgente frente a la polución.

José Toral