Exigen reducir basura que es llevada a tiraderos, antes de buscar la construcción de un nuevo relleno sanitario para el Área Metropolitana de Guadalajara

0

Aunque es urgente clausurar el basurero Los Laureles, que opera fuera de norma desde hace años y recibe los desechos de la mayoría de municipios del Área Metropolitana de Guadalajara, la solución no es construir un nuevo relleno sanitario o llevar los desperdicios al tiradero de Picachos, sino implementar un modelo de gestión integral que permita aprovechar todos los residuos, y no enterrarlos como se hace actualmente, advierte el activista Alan Carmona.

“INDEPENDIENTEMENTE DEL LUGAR QUE SEA, SABEMOS QUE NO PUEDE SEGUIRSE MANEJANDO DE LA MISMA MANERA, A LO QUE NOS OPONEMOS NO ES A QUE HAYA UN SITIO DE DISPOSICIÓN FINAL, SINO A LA LÓGICA COMPLETA DE MANEJO DE RESIDUOS; EL QUE HAYA UN SITIO DE DISPOSICIÓN FINAL PODRÍA SER FACTIBLE, SIEMPRE Y CUANDO LLEGUEN LOS RESIDUOS URBANOS NO VALORIZABLES, NO APROVECHABLES, NO COMPOSTEABLES, ETCÉTERA, CON UNA MUY MÍNIMA DISPOSICIÓN, ESO ES LO QUE SUPUESTAMENTE ESTÁN PLANEANDO PERO NO LO SABEMOS A CIENCIA CIERTA PORQUE NO SE HA ABIERTO A CONSULTA PÚBLICA”.

El integrante de la agrupación Un Salto de Vida, advierte que desde el Gobierno de Jalisco y los municipios se están revisando terrenos en Tala para crear un nuevo basurero metropolitano, o también la opción de llevar la basura al tiradero de Picachos en Zapopan, pero la solución pasa por cambiar la forma en que se gestionan los residuos, más allá del lugar donde se depositen.

José Toral