Exhiben capacidad de reacción de Policía de Guadalajara ante niños

Como parte del curso de verano «La Patrulla de la Diversión», menores participaron en una exhibición de perros policías, motocicletas y una demostración de la actuación de la Policía de Guadalajara ante reportes de sujetos armados. Lo que más disfrutó el niño Adrián, de 10 años, fue cuando un elemento «quemó» la llanta en su vehículo de dos ruedas.
«LO DE LAS MOTOS ESTUVO MUY CHIDO, AL PRINCIPIO CUANDO EMPEZÓ A DERRAPAR Y DEJÓ TODA LA LLANTA QUEMADA AHÍ, FUE LO MÁS CHIDO».
Desde hace 20 años la comisaría tapatía organiza este curso de verano, que este año recibe del 23 al 27 de julio a 130 infantes de 7 a 11 años, originarios de colonias como la Ferrocarril, el Fresno y la 5 de mayo, quienes reciben información para prevenir accidentes, seguridad personal, salud y buena convivencia.