• Dom. Feb 25th, 2024
Foto: Milenio

Las autoridades de la Universidad de Guadalajara (UdeG) emitieron un comunicado, en el que informaron que alrededor de 3 mil estudiantes de Ciencias de la Salud demandan la liberación del Centro Universitario de Ciencias Sociales y Humanidades (CUCSH), sede La Normal, instalaciones que fueron tomadas hace 9 días por alumnos de Ciencias Sociales, que buscan impedir la mudanza del CUCSH a la zona de Los Belenes.

Argumentaron que los estudiantes del Centro Universitario de Ciencias de la Salud (CUCS) que toman clases en el CUCSH por las obras de remodelación que se están haciendo en su campus, “se están viendo severamente afectados por la toma de instalaciones, ya que no pueden realizar sus prácticas”.

La UdeG informó que a partir de 2023, las carreras de Enfermería, Radiología, Terapia Física, Terapia Respiratoria, así como Emergencias, Seguridad Laboral y Rescates fueron trasladadas temporalmente a la sede La Normal, debido a que se están realizando trabajos de remodelación, restauración y equipamiento en los edificios F y G del CUCS.

El escrito refiere que una comisión de estudiantes, encabezada por la estudiante Francia Barragán, así como otras y otros compañeros afectados, se reunieron y entregaron un pliego petitorio al rector del CUCS, José Francisco Muñoz Valle, a quien le pidieron que se reabran las instalaciones de La Normal “para evitar mayores afectaciones en su desarrollo académico”.

“Durante este paro no se ha contemplado a la comunidad estudiantil de las carreras de CUCS, ni se ha tomado en cuenta la afectación que este cierre de instalaciones está generando debido al impedimento de acudir a clases de manera presencial”, señala el referido pliego petitorio que entregaron al rector del CUCS.

Los integrantes del CUCS insistieron en que es fundamental que, una vez que las autoridades universitarias han cedido ante las principales demandas estudiantiles, se liberen las instalaciones de La Normal.

“En las distintas carreras que fueron trasladadas a La Normal predomina la práctica por lo que se requieren clases presenciales para cumplir los objetivos de cada asignatura, saberes y competencias que no es posible adquirir a través de la virtualidad. Este cierre de instalaciones afecta directamente las horas teóricas, horas prácticas, exámenes y evaluaciones”, menciona el documento signado por las y los estudiantes.

Entre otros puntos, de la solicitud se incluye la demanda de que se construya una alternativa de reposición de actividades prácticas y de laboratorio para la licenciatura en Enfermería, ya que a pesar de que se pueda acordar que esto no afecte su evaluación, “esto sí afecta en nuestra preparación académica, adquisición de saberes, habilidades y competencias”.

El rector del CUCS, José Francisco Muñoz prometió derivará las inquietudes al Consejo de Rectoras y Rectores, además de realizar las gestiones para que este paro tenga las menores afectaciones para las y los alumnos del CUCS.

Elizabeth Rivera Avelar