Denuncian «abandono institucional» en el tema de desaparecidos

Hay un abandono institucional por parte de las autoridades de Jalisco, en el tema de la desaparición de personas, sostuvo Sonia Griselda Gómez Zúñiga, mamá de Jorge Eduardo Martínez Gómez, estudiante de la Universidad de Guadalajara desaparecido en 2016, cuya imagen formará parte de la exposición fotográfica «Presencias».

«Son negligentes las instituciones del Estado ante lo que está sucediendo, son omisos, realmente no buscan, y aunque nuestra consigna es y será siempre: ¡vivos se los llevaron y vivos los queremos!, la verdad es que eso no está sucediendo, no nos están devolviendo a nuestros hijos, a nuestras hijas, a nuestros padres, a nuestras madres, a nuestros familiares, no los están devolviendo ni vivos ni muertos, ni siquiera los están buscando las familias», manifestó.

Sonia Griselda añadió que ante la omisión del Estado, las familias de las personas desaparecidas se han congregado «de manera heroica a luchar», para reclamar sus derechos, crear espacios y buscar justicia.

«Es terrible experimentar el olor de la tierra, es terrible experimentar cuando salen prendas de nuestros seres queridos, o cuando se encuentran restos, es sobrehumano el poder que sostiene a una madre o a un familiar, que hace ese tipo de trabajo y de labor. Es monstruoso lo que está sucediendo, lo que está viviendo el país, lo que está viviendo el Estado», expresó.

La madre que busca a su hijo desde hace 5 años, mostró su desacuerdo en torno a la declaración del gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro Ramírez, quién aseguró -en su último Informe de Gobierno- que las desapariciones en el estado han disminuido un 30 por ciento.

«Desde los discursos se pueden decir muchas cosas, pero la realidad refleja algo completamente diferente: las desapariciones van en aumento, los homicidios van en aumento, los crímenes de inseguridad van en aumento, y simplemente recordarle al gobernador, que él también comentaba que más del 80 por ciento de esta situación que estamos viviendo, se debe al consumo, tráfico y venta de drogas, tal vez lo dijo muy acertadamente, pero yo le preguntaría al gobernador si ¿acaso el tema de la delincuencia organizada no es parte de su agenda?, ¿el tener control sobre esa delincuencia organizada y los grupos delincuenciales?», apuntó.

Gómez Zúñiga indicó que es imposible cuantificar cuánto cuesta la búsqueda de un ser querido desaparecido, puesto que no se puede poner una cifra, porque sus hijas e hijos desaparecen en un lugar y hay que buscarlos en toda la República, o inclusive fuera de México.

«Es muy difícil cuantificar todo el desgaste, porque no solamente es lo que gastas en el traslado, en combustible, en abogados, en detectives privados que te extorsionan, no solamente es eso, sino todos los gastos que se generan por el desgaste de esta tremenda lucha, no podría darte una cifra, pero es muy alta, el patrimonio se acaba por completo», compartió.

La madre de Jorge Eduardo Martínez Gómez, estudiante de la licenciatura en Negocios Internacionales en la Universidad de Guadalajara, dijo que cuando su hijo desapareció en 2016, «la sociedad no respondió como responde ahora ante las desapariciones, no sé cuántos estudiantes más de esta casa universitaria han desaparecido y siguen desapareciendo, la experiencia es por demás pavorosa, no hay manera de poderlo expresar, y lo que yo pueda decir no es muy diferente a lo que han dicho otras madres con relación al abandono institucional».

Elizabeth Rivera Avelar