Cuesta 105 MDP cada legislador federal en sexenio.

Durante la administración de Enrique Peña Nieto, que incluye una Legislatura del Senado y dos Legislaturas de la Cámara de Diputados, el Gobierno federal le depositará al Congreso de la Unión más de 66 mil 522 millones de pesos para el gasto corriente y el pago de la nómina de los senadores y diputados, incluyendo todos sus equipos. Esta cifra dividida entre los 128 senadores y los 500 diputados arroja que cada legislador federal costará 105.9 millones de pesos al erario en promedio en los últimos seis años.

Mientras tanto, existe un factor común en el trabajo legislativo: si bien hay dos mil 96 leyes, reformas o decretos aprobados en las dos Cámaras, existen otras cuatro mil 557 que están pendientes en temas prioritarios para la población.

La propuesta del recorte va de la mano con el plan de austeridad del virtual Presidente electo, Andrés Manuel López Obrador. Martí Batres, próximo senador de Morena, explica que el ahorro se lograría a partir de la eliminación de prestaciones o sueldos, la supresión de partidas a grupos parlamentarios y comisiones, la disminución de viajes al extranjero, la reducción de contratos por honorarios, la desaparición del seguro de gastos médicos y la no adquisición de parque vehicular,entre otros.

El tema será discutido en los siguientes meses, de cara al análisis y la aprobación del presupuesto federal 2019.